Domaine Bousquet Reserve Cabernet Franc 2020 Un Nuevo Cabernet Franc Orgánico, Atractivo y Fresco


Compartir la nota

Domaine Bousquet suma una etiqueta a su línea Reserve con un nuevo Cabernet Franc cosecha 2020, un vino elaborado a partir de uvas orgánicas provenientes de viñedos propios ubicados en Gualtallary a una altura de 1200 m.s.n.m., uno de los de mayor altura de Mendoza.

“Con Domaine Bousquet Reserve Cabernet Franc buscamos, principalmente, ‘tipicidad’. Van a encontrar un vino largo, profundo, interesante y muy atractivo”, explica Rodrigo Serrano Alou, Enólogo y Gerente de Operaciones de Domaine Bousquet. “Se destaca su potencial de evolución en la botella, algo que es propio de la variedad en la zona en la que estamos”.

En 2020 Domaine Bousquet presentó, con gran aceptación, su primera etiqueta 100% varietal elaborada en base a esta cepa en su línea Gaia. “Es una variedad que nos faltaba en la línea Reserve. Domaine Bousquet Reserve Cabernet Franc tiene un perfil diferente, de menor complejidad, más amable y que se diferencia principalmente por su frescura”, destaca el enólogo. “Es una búsqueda desde el trabajo en el viñedo, ya que este vino proviene de uno de mayor rendimiento, que resulta en una menor concentración, y también en la elaboración, ya que para el Reserve sólo el 50% del vino tuvo una crianza en madera de 6 meses”, completa.

La línea Domaine Bousquet Reserve proviene de las mejores parcelas de viñedos con rendimientos bajos, para la obtención de la mejor fruta. Los vinos tintos de esta gama tienen un añejamiento de entre 6 y 8 meses en barricas de roble francés. Los blancos tienen una crianza en roble francés durante 6 meses un porcentaje del vino. El excelente equilibrio entre fruta y madera realza la elegancia de cada uno de los vinos de la línea que se completa con Domaine Bousquet Reserve Malbec, Domaine Bousquet Reserve Cabernet Sauvignon, Domaine Bousquet Reserve Pinot Noir, Domaine Bousquet Reserve Pinot Gris y Domaine Bousquet Reserve Chardonnay.

Domaine Bousquet elabora vinos orgánicos de Gualtallary, “Vinos naturalmente elegantes”. Es el legado de una larga y prestigiosa historia que lleva el apellido Bousquet. Una familia que lleva Cuatro Generaciones de tradición vitivinícola, proveniente de la región de Carcassone, al sur de Francia. La bodeganació en el año 1997, cuando la Familia adquirió 240 hectáreas de viñedos y se trasladaron desde Francia hasta el pie de la Cordillera de los Andes.