Selección

junio
2022

Históricos renovados

Compartir la nota

Con más de cuatrocientos años de historia, la vitivinicultura argentina es una de las más longevas del nuevo mundo. Por esto mismo, siempre decimos que somos un país con identidad de viejo mundo entre los productores más jóvenes del vino.  

 

Por todo esto y la influencia de los inmigrantes que fundaron las primeras bodegas del país, en Argentina se elaboran vinos con perfil europeo clásico desde mediados del siglo XIX y esto definió de algún modo la identidad de muchos establecimientos que en algunos casos comenzaron a desarrollar vinos más modernos en los últimos años. Estos cambios, que dan vida vinos muy novedosos, son los protagonistas de la Selección Alta Gama de junio de BONVIVIR donde dos bodegas muy tradicionales dejan en evidencia los nuevos rumbos. 

 

Con más de un siglo de vida, Finca Flichman es un bodega que supo calar muy profundo en la cultura argentina con sus vinos elaborados con uvas de Maipú y Valle de Uco, Mendoza. Reconocida por la gran calidad de sus etiquetas, entre las que se encuentran algunas de la más populares y vendidas del país, en sus vinos de alta gama siempre cumplieron con un estilo clásico que hoy de la mano del winemaker Rogelio Rabino comienza a lograr un carácter refinado y vivaz que saca provecho de los buenos frutos que obtienen en sus viñedos. Finca Flichman 111 Aniversario 2020, es un buen ejemplar para comprender hacía donde va esta bodega histórica. Corte de uvas de Barrancas, Maipú, esta compuesto por Syrah, cepa emblema de la bodega, Malbec,  Cabernet Sauvignon,  Petit Verdot y Ancellotta y tras 12 meses en barricas de roble se presenta de color rojo rubí profundo con reflejos morados brillantes y su aromática es compleja y profunda con buen caudal de frutos rojos y negros con matices florales y terroso, balsámicos, hierbas de montaña y especias del roble. En boca es amplio, jugoso, envolvente con buen cuerpo y estructura firme. Taninos pulidos pero activos con final balsámico y prolongado. 

 

Por otro lado, Bodega y Cavas de Weinert supo convertir al tiempo en el principal atributo de sus vinos elaborados por el mítico Huber Weber. La clave de estos vinos son largas crianzas en toneles que definen un estilo único en la vitivinicultura local y muy preciado por los paladares más exigentes. Sin embargo, la nueva generación familiar, representada por Iduna Weinert, decidió que era hora de sumar vinos más frescos y modernos al porfolio y así nace una nueva línea con el lanzamiento de Montfleury Pinot Noir Reserve 2021 vino que producen con uvas de Gualtallary, Valle de Uco, y que Weber decide criar por 12 meses en pipones de roble francés de Allier. El resultado es un Pinot Noir de exquisita tipicidad que ofrece un perfil elegante de color rojo cereza con reflejos guinda brillantes. La aromática es frutal, fresca, con nota de guindas frescas, frutillas, trazos florales y terrosos. Complejo y elegante. En boca es dócil, fluido y expresivo con frutos rojos en centro de paladar, taninos pulido y amigable. Final largo, fragante y fresco. 

Mirá con qué plato de comida podés acompañar